¿Cómo elegir tu primera copa menstrual? | Angelcup México
Close

Tu primer copa menstrual ¿Cómo elegirla?

Tu primer copa menstrual ¿Cómo elegirla?

Vaya pregunta, ¿no? Decidirse por una de las múltiples opciones de copas menstruales parece una tarea casi imposible. Siendo todas grandiosas opciones, es lógico que hay dudas en torno a cuál elegir. Sin embargo, verás que, haciendo las preguntas correctas, la mejor opción se hará evidente.  

La gran ventaja que tienes es que hoy es sumamente sencillo encontrar a una amiga leal que te ayude con el flujo menstrual en los días rojos.  No tendrás que revivir mi historia cuando comencé a utilizar la copa menstrual 7 año atrás. Literalmente, tuve que importar una pues, en nuestro país, estas copas eran casi imposibles de conseguir.  

Aunque eso es otra historia. Regresando al tema sobre cómo elegir tu primera copa menstrual, quizá te hayas cuestionado sobre cuáles son los elementos que debes considerar antes de tomar una decisión final e ingresar los 16 dígitos de tu tarjeta. Así que aquí te compartiremos una lista de criterios que tu copa debe cumplir para que sea confiable.

menstrual-cups1

Debe contar con un certificado de higiene 

Quizá este sea el aspecto más importante que debe cumplir tu copa menstrual. Al ser un producto para la higiene íntima que estará en contacto directo con el canal vaginal es crucial asegurarnos que el producto o el material este certificado. Eso garantizará que tu copa permanecerá séptica en todo momento. En otras palabras, una copa certificada se traduce en seguridad y confianza.

Escoge la talla adecuada para ti 

Puedes encontrar que de acuerdo a la marca de la copa tendrán un nombre diferente las tallas, aunque esencialmente existen dos: grande y chica. Si has tenido la dicha de ser madre o eres mayor a 30 años, la talla grande será la mejor para ti. Ahora que, si aún no celebras tus 30 primaveras y los niños aún no están en tus planes, la talla chica será ideal. 

Finalmente me decidí por la Copa Menstrual Angelcup. Y todo el proceso de selección me dejó con la pregunta de cómo podríamos conocer todas las variedades que ofrece el mercado, hasta encontrar nuestra “alma gemela”. He pensado que para ello habría que comprar una copa de cada modelo, pero, si en nuestra vida vamos a usar unas 5 o 10 copas, ¿para qué hacer ese gasto? Además, el uso de todas las copas es el mismo, misma inserción, misma extracción, misma limpieza. La copa que elijas será una buena compañera; con los cuidados correctos, puede quedarse contigo por años.

Lo que puedo recomendar a la nueva usuaria, que busca usar la copa por primera vez, es seguir una historia parecida a la que yo tuve:

  1. Asegúrate, por favor, que la copa que elijas, tenga certificado de higiene, en sus materiales y en su manejo, no compres una “pirata” por ser barata.

  1. La mayoría de las copas tienen “tallas” de acuerdo con tu edad y si has tenido o no un parto. Fíjate bien cuál talla te corresponde, porque en muchos casos son distintas (la A es la grande y la B es la chica, o viceversa).
  1. Elige una copa que sea accesible para ti, acostúmbrate poco a poco al cómo funciona, a cómo cuidarla, a conocer cómo es tu cuerpo, para que, cuando te sea necesario reponerla, tengas muchísimos más criterios para tomar una decisión. Ten paciencia, si la primera vez que la utilizas presentas derrames, no quiere decir que elegiste una copa que no es para ti, sino que debes aprender a moverte con ella. Verás que, en poco tiempo, con toda la información que existe hoy en día (hace 7 años no había ni la mitad de foros que hay hoy) y un poco de práctica, colocarás tu copa en segundos y automáticamente: sin pensarlo.

Related Posts

0
Angelcup México